Hoy os quiero hablar un poquito de los ejercicios que podemos realizar en el agua mientras nos damos un refrescante baño, y que nos pueden ayudar a quemar grasa.

Ejercicios en el agua:

Para los que nos pensábamos que hacer ejercicio en el agua era sólo un juego, tomemos nota…. El agua nos aporta resistencia, por lo que nos permitirá mantener los músculos tonificados y si realizamos los ejercicios de forma intensa, lograremos quemar más calorías que si lo hiciéramos fuera del agua.

  • Andar en el agua:

Con el agua por la cintura, recorre de un extremo al otro de la piscina, dando pasos hacia delante y después hacia atrás durante 2 minutos, para ir activando y calentando el cuerpo.

  •  Correr en el agua:

Sin desplazarte por el agua,levanta las rodillas y mueve los brazos, como si estuvieras haciendo running por la ciudad, de 3 a 5 minutos serán suficientes.

  • Sentadillas en el agua:

Realiza 20 sentadillas, de la misma forma que lo harías fuera del agua. Sitúate con el agua por la cintura. Lo ideal es incrementar las repeticiones para aumentar intensidad.

  •  Saltos en el agua:

Con el agua a la altura del pecho,realiza saltos con ambas piernas impulsándote con los pies en puntas y apoyando toda la planta al caer. Repítelo durante 2 minutos alternándolo con cada pierna.

  •  Bicicleta en el agua:

Aunque te pueda parecer una misión imposible, se puede hacer: sin apoyar los pies en el suelo, realiza el gesto de pedalear e incrementa el ritmo para lograr un ejercicio más completo. No olvides cambiar el sentido y repite el ejercicio durante 1 minuto por cada sentido. Si te resulta difícil, utiliza un churro de piscina para poder flotar, aunque no es imprescindible si logramos que los brazos nos mantengan a flote.

¿Te animas a probar éstos ejercicios mientras te das un refrescante baño en la piscina?

Feliz fin de semana.